Jeu
Louise Jallu

Klarthe | Marzo 8, 2024

Louise Jallu - Jeu

 

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Cuánto te gustó?)

Cargando...

1. Schumann et Wozzeck
2. Une milonga en mi majeur
3. Pugnani–Jallu
4. Mon boléro
5. Une milonga en blues
6. B.W.V 1016, sous turbulences
7. Toi qui as besoin d’eau
8. La milonga transfigurée
9. À Gennevilliers, toujours

 

Louise Jallu – band & comp
Mathias Lévy – viola
Karsten Hochapfel – e-guit
Grégoire Letouvet – keys
Alexandre Perrot – bass
Ariel Tessier – drums
Gino Favotti – sounds

Arrangements: Louise Jallu & Bernard Cavanna

 

Louise Jallu

Nominada a las Victoires du Jazz 2021, Categoría Revelación (PRIX FRANK TÉNOT)
Ganadora de la Fundación Jean-Luc Lagardère 2019, categoría jazz y música clásica

***

Robert Schumann, Alban Berg, Franz Schubert, Maurice Ravel, Claude Debussy, Arnold Schoenberg, Georges Brassens -por citar sólo algunos- juegan al escondite con Louise Jallu y su bandoneón al frente de la banda. El juego alterna alegremente el pasado y el presente. ¿Es la manera que tiene Louise de jugar a las serpientes y las escaleras o se trata de una operación jallusiana (una oreja vuelta hacia atrás, la otra hacia lo inaudito), sobre un modelo jannusiano? En sus composiciones, Louise Jallu juega con los homenajes a sus predecesores renovando su identidad en un deslumbrante juego de rol.

Pierre Gervasoni / Klarthe Records

Hay que verla inclinarse en silencio sobre el fuelle de su bandoneón como si lo hiciera sobre las páginas de un libro desplegable abierto de par en par con sus dobles pliegues que se asemejan a un teclado. El de un niño deslumbrado y el de un artista en busca de transgresión. La músico parece incluir en su mirada la trayectoria vital en miniatura para la que cada pliegue de cartón representa una etapa memorable. Descubrir el bandoneón junto a su hermana mayor, crecer en una familia de ávidos melómanos, un hogar donde los sonidos del piano de Thelonious Monk se cruzarían con los de Béla Bartók. Aprendió a tocar el «bando» a la tierna edad de cinco años, tomando clases en el conservatorio de música de su ciudad natal, Gennevilliers, a las afueras de París, donde los profesores eran algunos de los más grandes solistas de todo el mundo: Kristina Kuusisto de Finlandia, Jean-Baptiste Henry de Francia, dos argentinos César Stroscio y Juan José Mosalini.

Análisis musical y composición bajo la dirección del compositor Bernard Cavanna, director del establecimiento no conformista. Distinciones: segundo premio en el Concurso Internacional de Acordeón de Klingenthal antes de cumplir los 17 años, graduación en estudios musicales justo después de este cumpleaños, laureada en 2019 en la Fondation Lagardère en la categoría de jazz y música clásica, residencia en la Académie de France à Rome – Villa Médicis en enero de 2022. Y creaciones: varios conjuntos (entre ellos el Louise Jallu Quartet), obras (Jacques Rebotier, Bernard Cavanna -más de un opus-, Klaus Peter Werani…), y sus propios discos (Francesita, Piazzolla 2021, Jeu).

Hay que verla sacar fuentes populares de energías musicales de su caja de Pandora plegada y abotonada: La cantante griega Katerina Fotinaki, su homólogo italiano Sanseverino, vanguardistas como György Ligeti, Karlheinz Stockhausen, argentinos emancipados que van de Astor Piazzolla a Gustavo Beytelmann y Tomás Gubitsch, y aquellos (que a falta de una clasificación más precisa) han sido categorizados en el jazz como músicos como Claude Barthelemy, Médéric Collignon, Claude Tchamitchian y Michel Portal para infundir vida a tantos otros géneros, no sólo el tango, en una perspectiva aventurera cuando no experimental.

También hay que verla como un modelo a seguir para las generaciones venideras. Un modelo a seguir para no imitarla y para no limitarse. Un modelo que nunca dirigiría una escuela y que, sin embargo, enseña, por supuesto, en el conservatorio de música de Gennevilliers. El bandoneón en total libertad, y viceversa.

Pierre Gervasoni

 

louisejallu.com 

ME SUSCRIBO...!!!

GRACIAS POR TU TIEMPO...