Eliane Elias ::: Mirror Mirror

Eliane Elias ::: Mirror Mirror

Mirror Mirror
Eliane Elias
Eliane Elias - Mirror Mirror

Candid Records | Sept 10, 2021

1. Armando’s Rhumba (with Chick Corea)
2. Esta Tarde Vi Llover (with Chucho Valdés)
3. Blue Bossa (with Chick Corea)
4. Corazon Partiío (with Chucho Valdés)
5. Mirror Mirror (with Chick Corea)
6. Sabor a Mi (with Chucho Valdés)
7. There Will Never Be Another You (with Chick Corea)

 

Piano

Eliane Elias
Chick Corea
Chucho Valdés

El último álbum de la pianista/cantante/compositora ganadora de varios GRAMMY®, Eliane Elias, en Candid Records, es el sueño musical de toda su vida hecho realidad: una extraordinaria grabación a dúo de piano de Eliane con el legendario y fallecido Chick Corea y el famoso pianista cubano Chucho Valdés. Aunque sus exitosas grabaciones han presentado predominantemente su seductora voz y su dominio del piano, el piano siempre ha sido su primer amor y trabajar con estos dos increíbles iconos fue una rara oportunidad de grabar a dos pianos, algo que no había hecho en muchos años.

Para la intérprete de renombre mundial, esta colección creada orgánicamente representa algo más que la simple culminación de una ilustre carrera que incluye casi 30 grabaciones, más de 2,3 millones de álbumes vendidos, nueve nominaciones totales al GRAMMY y al GRAMMY Latino, una victoria en el GRAMMY al Mejor Álbum de Jazz Latino (Made in Brazil, 2016) y una victoria en el GRAMMY Latino al Mejor Álbum de Jazz/Jazz Latino (Dance of Time, 2017). MIRROR MIRROR es la primera grabación de este pianista de formación clásica desde Solos and Duets de 1995, un conjunto de solos de piano y seis dúos con el pianista Herbie Hancock.

Las grabaciones se realizaron en Nueva York, en los Artist Services de Yamaha en Manhattan con Corea y en los Bunker Studios de Brooklyn con Valdés. Cuenta con Chick en cuatro temas, Chucho en tres y fue producido por Elias con su galardonado equipo de coproductores Marc Johnson y Steve Rodby, y mezclado y masterizado por Rich Breen. Aunque Corea y Valdés se alternan en la lista de temas, con el dúo de Corea de apertura «Armando’s Rhumba» seguido por el dúo de Valdés «Esta Tarde Vi Llover» antes del siguiente dúo de Corea «Blue Bossa», etc., el flujo es notablemente fluido – pero la historia detrás de la grabación del álbum se cuenta mejor en dos segmentos distintos.

Eliane, que siempre ha considerado a Corea como una de sus principales influencias, lo conoció en 1978 en Brasil. A lo largo de los años, se encontraron en ocasiones en la carretera y hablaron de tocar o grabar juntos algún día. Cuando por fin fijaron una fecha para hacerlo, la única preparación literal de los dos fue sobre sugerencias de canciones. En opinión de Eliane, ella y Chick se habían preparado para su sesión con toda una vida dedicada a su oficio, sus instrumentos y el arte de la improvisación.

«A pesar de ser una generación mayor, nuestras influencias eran similares; Bud Powell, Bill Evans, de hecho, ambos habíamos hecho homenajes a Evans. También tocábamos con muchos de los mismos bajistas y bateristas y, por supuesto, ambos teníamos una formación clásica. Él tocaba Mozart y Scarlatti, yo Bach y Ravel. Esas influencias compartidas se derramaban mientras tocábamos y uno puede sentir nuestras afinidades a través de la inventiva de los ritmos y las armonías, de cómo sentíamos el tiempo entre nosotros y de cómo tratábamos las canciones.»

Cuando falleció inesperadamente en febrero de 2021, Elias, desolada, estaba inmersa en el proceso de mezcla de cuatro dúos de improvisación que había grabado con él. La revisión de la música para su publicación le recordó la facilidad con la que se comunicaban y la compenetración instantánea que compartían.

La química del dúo se percibe desde la elegante apertura de «Armando’s Rhumba». Lo mismo ocurre con el sensible enfoque lírico inicial y el hipnótico entrelazamiento de notas que impulsa «Blue Bossa». Los otros temas son la canción que da título al disco, «Mirror Mirror», y «There Will Never Be Another You», cuyo título capta lo que las palabras no alcanzan a describir: los bellos momentos que Eliane y Chick crearon en tándem.

MÁS EN

elianeelias.com

Winton Marsalis en La Habana: «unir a través del swing…»

La Habana, 4 oct (EFE)

El trompetista estadounidense Wynton Marsalis afirmó hoy que llega a La Habana con la intención de «unir» a la gente a través del jazz junto a la orquesta Lincoln Center de Nueva York, cuyo viaje a Cuba ha abierto un nuevo episodio del tímido intercambio cultural entre la isla y EE.UU.

«El lema del Jazz Lincoln Center es unir a través del ‘swing’ y es lo que estamos haciendo aquí», afirmó Marsalis, quien arribó el sábado a La Habana acompañado por 15 integrantes de la orquesta para ofrecer una serie de conciertos los días 5, 6, 7 y 9 de octubre en el teatro «Mella». En una abarrotada rueda de prensa celebrada hoy con la presencia de varios músicos cubanos, entre ellos Chucho Valdés y Omara Portuondo, Marsalis dijo que «no cuestiona las decisiones personales de la gente», en referencia a la indecisión de otros colegas estadounidenses para viajar a Cuba.

Tras elogiar la «larga tradición de músicos cubanos» que han dado sus aportes al mundo, el trompetista destacó que estar en la isla es un «honor» para él y quienes le acompañan, y señaló que para todos se ha tratado de una experiencia «muy personal». La presencia de los músicos estadounidenses en La Habana se enmarca dentro del contexto de un tímido intercambio cultural promovido en los últimos meses entre Cuba y EE.UU., cuyo bloqueo económico y comercial a la isla dificulta esas actividades en medio de una historia de medio siglo sin relaciones diplomáticas.

En opinión del codirector musical de la orquesta, Carlos Henríquez, el viaje intenta «básicamente seguir el puente» entre la música cubana y norteamericana que abrieron hace años figuras como Dizzy Gillespie y Chano Pozo. «Nosotros tenemos que seguir esta historia hasta que el mundo se acabe. No se puede terminar, no se puede parar, esto tiene que seguir todos los años», señaló Henríquez. «Tenemos que tratar de seguir esta relación para que crezca y enseñarle al mundo lo buena que es la música cubana, la afrocubana, y la música del jazz», añadió el contrabajista de origen puertorriqueño, tras asegurar que sin la música cubana y afrocubana «el jazz no hubiera existido».

Por su parte, el vicepresidente del Instituto Cubano de la Música, Orlando Vistel, indicó que la visita de la orquesta Jazz Lincoln Center a la isla es un «sueño añejo» que se trataba de concretar desde hace más de ocho años. Vistel subrayó que los conciertos serán «trascendentes», y de «ambos lados» saldrán «fortalecidos» tanto «musical, cultural, espiritual y humanamente».

«El sueño se está realizando», afirmó el músico cubano Chucho Valdés, quien compartirá escenario con Marsalis en dos de los cuatro conciertos previstos, y protagonizará a finales de octubre en Nueva York una segunda parte de este intercambio cultural durante un homenaje del Jazz Lincoln Center al jazz afrocubano. Según trascendió, Marsalis y Valdés se reunieron ayer en un estudio de La Habana para colaborar en la grabación de uno de los temas del último disco de la cantante cubana Omara Portuondo.

«Fue el lenguaje musical llevado a la máxima expresión de lo que es el lirismo, el temperamento», afirmó Valdés, tras calificar de «mágica» la intervención de Marsalis en la versión que hace Portuondo de «Esta tarde vi llover». El domingo el músico estadounidense también recibió el Premio Cubadisco Internacional que entrega el Instituto Cubano de la Música, en reconocimiento a su trayectoria y defensa del jazz.